Menú Cerrar

Tres Deseos

Tres Deseos, un juego de intuición creado por Lorenzo Tarabini y diseñado por Pablo de la Cruz que nos hará conocer mejor a las personas con las que juguemos porque tenemos que pensar en sus gustos e intentar adivinar sus sentimientos respecto a los deseos que le podría conceder el Genio de la lámpara.

Ficha

  • Número de jugadores: 3 a 8
  • Edad Mínima: 6 años
  • Duración: 20 minutos
  • Interacción: Competitivo
  • Mecánicas: Voting (Votación), Simultaneous Action Selection (Selección simultánea de acciones en secreto), Storytelling (Cuenta historias).
  • Versiones: No
  • Expansiones: No
  • Editor: El Troquel
  • Año de publicación: 2019

¿Cuál es su contenido?

  • 1 tablero
  • 110 cartas de deseos
  • 48 cartas de apuesta
  • 1 carta de turno
  • 16 diamantes de vidrio de colores
  • 8 peones de madera de colores
  • 1 manual de reglas

¿De qué trata?

Estáis en una excursión muy especial por el desierto: aventuras, pirámides, camellos, esfinges… Caminando cerca de una pirámide ¡encuentras una lámpara mágica! Os miráis entre asombro y risas nerviosas mientras frotas la lámpara. De repente un pequeño genio azul aparece de la nada en tu hombro…¡Para concederte Tres Deseos!

¿Cómo se juega?

Preparación

Pondremos el tablero en el centro de la mesa y, tras barajar todas las cartas de deseos, las colocamos al lado de éste.

Se entrega a cada jugador:

  • 6 cartas de apuestas: una roja y una verde de los deseos I, II y III.
  • 2 diamantes de apuesta
  • Un meeple del color que haya elegido

Pondremos los meeples de todos los jugadores en la casilla de cero puntos del tablero representada con un meeple y, tras elegir al azar al jugador inicial, cogerá la carta de turno que tiene un dibujo de una lámpara.

La partida

Nuestro objetivo será ser el jugador que más puntos consiga y los conseguiremos acertando las preferencias de los demás jugadores.

Jugaremos por turnos, teniendo cada uno de ellos 4 acciones:

  1. Robar cartas de deseo
  2. Hacer apuestas
  3. Revelar preferencias
  4. Asignar puntos

1. Robar cartas de deseo

El jugador que tenga la carta de lámpara robará 3 cartas de deseos y las pone sobre el tablero. Veremos que cada deseo está identificado con los números I, II y III.

Después irá levantando los deseos y explicará con sus palabras su manera de interpretarlos. No deberemos expresar preferencia por alguno de ellos sino ser neutros a la hora de hablar de ellos.

2. Hacer apuestas

Todos los demás jugadores intentarán adivinar las preferencias del jugador activo, colocando delante suya las cartas de apuesta, en secreto. Colocaremos la carta roja para indicar el deseo que menos pensamos que le gusta y la carta verde para el deseo que más pensamos que le gusta.

Podremos jugar si queremos un diamante de apuesta diciendo “juego el plus” y poniéndolo encima de una de nuestras cartas de apuesta.

3. Revelar preferencias

El jugador con la carta de lámpara expresará sus preferencias colocando sus cartas de apuestas bocarriba sobre el deseo escogido (la verde) y sobre el deseo que menos le guste (la roja).

Si quiere podrá justificar sus elecciones y contar al resto de jugadores el porqué de sus decisiones.

4. Asignar puntos

Es el momento de que los jugadores descubran sus apuestas y se sepa quiénes han acertado. Será el jugador de la lámpara el que asigne los puntos:

  • 1 puntos por cada apuesta correcta
  • 2 puntos extra si un jugador ha puesto algún diamante de apuesta y ha acertado las dos apuestas (la verde y la roja).

El jugador con la carta de lámpara recibirá 1 punto por cada jugador que haya adivinado las dos apuestas.

Quitamos los diamantes de apuesta que se dejan en la caja, retiramos las cartas de deseo, devolvemos las cartas de apuesta a cada jugador y volvemos a empezar la ronda, siendo el jugador con la carta de lámpara el siguiente, en orden.

Fin de la partida

Una ronda de Tres Deseos se completa cuando todos los jugadores han tenido la carta de lámpara una vez.

  • Cuando seamos 3 y 4 jugadores, jugaremos 3 rondas completas por lo tanto cada jugador tendrá la carta de lámpara 3 veces.
  • Con 5 y 6 jugadores jugaremos 2 rondas completas.
  • Con 7 y 8 jugadores, se jugará una ronda completa.

El jugador que tenga más puntos cuando se terminen las rondas determinadas, será el ganador.

¿Cuál es nuestra valoración?

Tres deseos es un juego de corte familiar que nos propone, de una manera muy fresca, meternos en la mente de los demás jugadores para adivinar qué es lo que más y lo que menos les gustaría de los tres deseos que aparecen sobre el tablero.

Viene presentado en una caja rectangular de tamaño mediano con una ilustración sencilla que ocupa toda la portada. Podremos unir fácilmente título con lámpara maravillosa gracias a que veremos en su caja cómo está pendiente de concederlos mientras sujetamos la lámpara dorada.

Los trazos de las ilustraciones que componen el juego son sencillos a la par que muy ilustrativos, siendo acertado ya que es un juego al que jugarán principalmente niños. Además nos ha gustado que en la parte superior de las cartas venga escrito de qué se trata (en español e inglés) por si alguno de los más peques no está familiarizado con ese concepto. Otro punto a favor de que venga en ambos idiomas es que fomentamos la mejora del inglés pudiendo incluso incluyendo en las partidas que se deba leer el deseo en dicho idioma para ampliar vocabulario y mejorar pronunciación.

Todos los componentes son de calidad: cartas con grosor óptimo, meeples de madera, diamantes de tamaño adecuado y un tablero de grosor consistente. Es todo un punto a favor que la carta de jugador activo sea una lámpara de genio porque, si lo analizas, físicamente eres tú en el que ese momento está frotando la lámpara y aparece el genio para concederte tres deseos.

En cuanto a la rejugabilidad, queremos destacar que nos ha gustado mucho la gran cantidad de cartas de deseo que se incluyen debido a que en las partidas nunca llegaremos a utilizar todas y por lo tanto, veremos que es un juego muy rejugable porque tendremos muchas cartas nuevas y amplias posibilidades de mezclarlas para que todas las partidas sean diferentes.

Sus mecánicas son sencillas pero a la vez tienes que pararte a pensar en el deseo que habrá elegido el jugador que tiene la carta de lámpara mágica para no quedarte atrás puntuando.

Nos ha gustado mucho el uso de los diamantes para las apuestas extras teniendo que saber elegir el momento en el que utilizarlos ya que solo tendremos dos. Eso hace que debamos asumir riesgos y, de verdad cuando pensemos que vamos a estar en sintonía con el pensamiento del jugador activo, apostarlos. Así ganaremos más puntos tras acertar y gracias a ellos tendremos ventaja para avanzar el meeple de nuestro color por el tablero de puntuaciones.

La interacción entre los jugadores es elevada ya que en todas las rondas deberemos expresar nuestra opinión sobre los deseos cuando seamos el jugador activo y mostrar nuestro pensamiento con las apuestas cuando seamos los jugadores pasivos. Siempre podremos exponer el porqué de nuestras elecciones, en ambos casos, y así veremos como piensan los demás sobre nosotros mismos.

Sin duda es un juego perfecto para ponerte a prueba a la hora de saber cuánto conoces a los demás jugadores, si sabes lo que elegirían en función de sus gustos y permite también que los más pequeños desarrollen su cercanía con el resto de personas sentadas a la mesa para mejorar las relaciones interpersonales. ¡A veces nos sorprenderemos de lo que otros elegirán como gustos o cosas que no pedirían al genio!

Por lo tanto, con Tres Deseos tendremos partidas ágiles, será fácil explicar sus reglas y en ellas veremos cómo los demás y nosotros mismos exponemos nuestros sentimientos sobre los deseos que vemos sobre el tablero y nos lo pasaremos bien adivinando y apostando sobre qué le pediríamos al genio si le tuviéramos delante.

Última actualización el 2020-04-03 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *