Menú Cerrar

Todo en 1 carta

Todo en 1 carta…¿Pero cuál? Todos jugamos al mismo tiempo mientras se llenan las filas de nuestras cartas. Pero, ¿Dónde encajan mejor los dados y qué debemos hacer para obtener más puntos?

La suerte de los dados y las decisiones tácticas nos mantendrán a todos al borde de nuestro asiento hasta el final.

Así se presenta el nuevo juego de Steffen Benndorf, diseñador de Qwixx, en el que han contado con la ayuda de Christian Opperer para los gráficos y que nos lo trae la editorial NSV en éste año 2021.

Ficha

¿Cuál es su contenido?

  • 5 dados de colores
  • 4 rotuladores borrables
  • 30 cartas (borrables)
  • 1 reglamento multiidioma

¿De qué trata?

En Todo en 1 carta tendremos que rellenar filas de colores y/o formas de nuestras tarjetas con los resultados que el jugador activo obtenga en los dados.

Deberemos intentar ajustar lo mejor posible lo que ha salido en las caras de los dados a lo que vemos en nuestra tarjeta para intentar tachar lo máximo posible en cada ronda y conseguir ser los primeros en completar 3 filas de 4 tarjetas para que termine la partida.

Mucha atención a los combos y a las estrellas que otorgan puntos extra porque pueden darnos esos puntos que harán que nos diferenciemos del resto y nos hagamos con la victoria.

¿Cómo se juega?

Antes de empezar, barajaremos las 30 cartas y dejaremos en un mazo boca abajo en el centro de la mesa. Después, cada jugador cogerá un rotulador y robará 2 cartas del mazo y las dejará delante suya, visibles para todos los demás jugadores.

El jugador inicial cogerá los 5 dados de colores y podremos empezar.

Este jugador determinado como inicial será el primero en ser activo y deberá tirar los 5 dados, pudiendo relanzar cualquiera de los dados de nuevo, hasta dos veces. Tras la tercera tirada, si es que ha relanzado, los resultados serán los que deberemos utilizar para jugar.

Podemos agrupar los dados por colores para ver mejor que ha salido en sus caras y será ahí cuando todos los jugadores podremos tachar espacios en nuestras cartas, en orden de turno.

Las reglas que debemos tener en cuenta para ello son:

  • No podremos dividir los resultados de esa tirada para tachar en varias cartas por lo que deberemos comprobar si en una sola carta podemos tachar tantos huecos como dados queremos coger, de ese color. Deberemos utilizarlos todos.
  • Tacharemos de izquierda a derecha.
  • No estamos obligados a tachar espacios si no queremos.

No debemos olvidar que todas nuestras cartas deben ser visibles para los demás jugadores en todo momento.

Tras utilizar los dados, si alguno de los jugadores tiene al menos 3 filas de alguna de sus cartas completas, la puntuará.

  • Cada fila completa permite anotar los puntos de al lado de la estrella y, si esa fila tiene un símbolo de sol, sumaremos 2 puntos extra.
  • Si dos de las filas muestran un sol, sumaremos 5 puntos (en vez de 4).
  • Anotaremos la puntuación final en el recuadro de la parte inferior derecha.

Dejaremos esa carta a un lado, a la vista de todos, pero ya no podremos tachar en ella y robaremos una nueva del mazo común para intentar volver a completarla.

Pasaremos los dados al próximo jugador siguiendo las agujas del reloj, que se convertirá en jugador activo, y volveremos a empezar una nueva ronda.

Fin de la partida

La partida terminará en cuanto un jugador rellene su cuarta carta.

En ese momento, todos los jugadores miran las cartas que tienen incompletas y suman puntos por cada fila que tengan completa pero no reciben los puntos adicionales por los símbolos de sol.

Cada jugador suma el total de puntos de todas sus cartas y el que más puntos tenga, será el ganador.

Variante avanzada

Tras jugar varias partidas a Todo en 1 carta podemos aumentar la dificultad e incluir esta variante que aporta algunas posibilidades tácticas.

En ella, cada jugador recibirá 5 cartas nada más empezar y elegirá 3 de ellas para jugar con ellas desde el inicio. Las cartas descartadas se incluirán de nuevo en el mazo, que se barajeará.

Además, crearemos un mercado común y visible de 3 cartas que se colocarán a la vista de todos para que, un jugador nada más completar una de sus cartas elija una de las que están bocarriba sobre la mesa. Repondremos las que hayan sido robadas.

El resto de reglas y normas del juego serán las mismas.

¿Cuál es nuestra valoración?

Todo en 1 carta es el nuevo roll & write de la editorial NSV que firma Steffen Benndorf, autor de otros juegos de la misma mecánica muy conocidos como son Qwixx o Anubixx. En ésta ocasión tendremos que lanzar los dados para tachar tantas formas o colores de entre los resultados que hayamos obtenido como nos sea posible en nuestras tarjetas individuales.

En una caja de tamaño compacto, ideal para podérnoslo llevar a cualquier lugar, llega este juego de coloridos dados. Ya en su portada intuimos lo que vamos a encontrar en su interior: dados de madera de fondo blanco que muestran en sus caras figuras geométricas de distintos colores, cartas de buen gramaje que además son borrables en la cara con la que jugaremos y unos rotuladores de buenísima calidad para que podamos escribir con ellos sobre éstas. La editorial NSV nos tiene acostumbrados a juegos con accesorios de buena calidad.

El cambio de utilizar hojas donde tachamos mientras jugamos a que ahora sean tarjetas borrables nos ha gustado mucho ya que de esa forma se ahorra en papel, se mira por el medio ambiente y el juego es igual de cómodo. Recomendamos tener a mano alguna toallita o papel húmedo para poder borrar las tarjetas nada más terminar el juego y de ese modo poder conservarlo como nuevo partida tras partida. Hubiera sido buena idea si viniera una gamuza como la de las gafas incluida, lo dejamos como sugerencia.

No necesitamos más para disfrutar de unas buenas partidas a un juego que es fácil de aprender y que incluye un libro de instrucciones multiidioma.

A la hora de jugarlo no tiene dependencia del idioma ya que todo está indicado de manera muy visual por colores y formas y deberemos tener una superficie para jugarlo ya que una de las condiciones de juego es que todas las tarjetas de jugadores estén visibles para el resto de participantes.

En ésta ocasión debemos mencionar que han utilizado las formas asociadas a los colores en sus componentes para que cualquier jugador con problemas de daltonismo pueda disfrutar de la experiencia de jugarlo pero no tienen ningún otro propósito para el juego. Es un aspecto muy positivo a valorar y queremos mencionarlo ya que cada vez son más los juegos que piensan en ello y es para realzarlo.

La preparación de una partida de Todo en 1 carta (Alles auf 1 karte) es bien sencilla ya que tras barajar las cartas, repartiremos dos a cada jugador y el jugador inicial podrá lanzar los dados. En éste juego no tendremos diferencia con respecto al resto de jugadores de poder tachar más cosas si somos el jugador activo sino que tendremos como beneficio el poder tomar la decisión de repetir hasta 2 veces las tiradas de cualquiera de los dados para intentar ajustar los resultados que no nos han gustado tras la tirada inicial.

Aunque puedas relanzar dados hasta 2 veces, hay que tener cuidado porque puedes pensar que el resultado te va a beneficiar pero puede llegar a perjudicarte. Por ejemplo, no son pocas las tiradas en las que nos ha ocurrido que, al relanzar un dado, queriendo tener un resultado que nos pudiera venir bien, hemos obtenido uno que no solo no nos ha ayudado sino que además ha hecho que no podamos poner lo inicialmente planificado porque hemos conseguido más símbolos de los restantes en uno de los colores de nuestra carta.

Con el resultado definitivo, seremos todos los jugadores los que podamos decidir lo que tachamos pero siempre en la misma tarjeta en cada ronda. Es decir, tenemos que coger todos los resultados para completar lo máximo en una misma tarjeta y si ha salido algún dado más de un color de los espacios disponibles en la tarjeta elegida, no podremos tachar ese color en ese turno.

Por ejemplo, en nuestra tirada ha salido el color verde y, como en la tarjeta elegida no tenemos ese color, no tacharemos ese resultado en ese turno.

De una manera sencilla y muy dinámica iremos cambiando de jugador activo y lanzando los dados mientras tachamos en nuestras cartas hasta que en alguna de ellas, algún jugador complete 3 o más filas, momento en el que deberá puntuarla para después robar otra.

Es muy importante intentar conseguir completar las filas que tienen los soles ya que otorgan puntos muy valiosos que pueden marcar la diferencia en la puntuación final. Es decir, a veces es más interesante cerrar una línea de menos símbolos y por lo tanto, menos puntos, pero que tenga un símbolo de sol que hará que la puntuación final de la tarjeta sea mejor.

Como habéis podido ver, en todas las tarjetas falta uno de los colores/formas para ponernos un poco más difícil la decisión a la hora de elegir tarjeta a tachar y quizá haya dados que no utilicemos porque ese color no lo tenemos disponible pero nos viene bien elegir el resto porque completamos más filas con mejor combo de puntuación.

Todas las cartas que trae el juego son diferentes pero todas ellas suman 20 puntos más los 5 de los soles. Por lo tanto, el máximo de puntuación que podremos conseguir por tarjeta es de 25 puntos y podremos sumarlos si conseguimos rellenar la cuarta y quinta fila a la vez que cerramos la tercera, lo que hará que tomemos una buena ventaja de puntos respecto a nuestros oponentes haciendo tarjetas rellenas por completo.

Además, no hay lugar a tiros fallidos en éste juego ya que podremos decidir tachar lo que más nos conviene o incluso no tachar nada de lo que ha salido en los dados y solamente perderíamos ese turno sin sumar cruces. Es algo que le quita ese punto de penalización al que estamos acostumbrados y puede gustar más o menos pero de todos modos estamos perdiendo oportunidades al pasar turno.

Seguiremos jugando hasta que algún jugador complete su cuarta tarjeta, momento en el que se dejará de lanzar los dados para dar paso al recuento total de puntos. Los que hayamos tenido tarjetas con menos de 3 filas completas, sumaremos esos puntos (sin tener en cuenta los soles) que nos otorgarían esas filas y el que más haya conseguido de manera global, será el ganador.

En el fondo, viene marcado que una partida se acaba cuando alguno de los jugadores haya completado 4 cartas pero podríamos marcar nuestro propio final haciendo las partidas más largas marcando el número de tarjetas completas que queramos entre el grupo de juego.

Además, nos ha gustado que, aunque sea uno de los jugadores el que detone el final de la partida tras completar 4 de sus cartas, tras esto todos podrán puntuar un poco más ya que sumarán los puntos de las filas que tengan completas sobre la mesa, sin tener en cuenta los soles.

En las instrucciones vienen incluidos múltiples ejemplos de puntuación para que podamos ver de manera concreta cualquier punto o duda que se nos haya quedado tras leerlas.

Cuando ya conozcamos bien el juego y queramos darle un punto más de dificultad, cambiar el estilo de juego y probar un nuevo método de elección de nuevas cartas, podemos dar paso a la variante avanzada que nos proponen.

La inclusión de la variante le da un punto más de rejugabilidad al que tiene de por si gracias al azar de los dados y a tomar tarjetas bocabajo, ya que estaremos utilizando más cartas y por lo tanto tendremos más combinaciones para tachar entre las que elegir. Además, al robar, podremos elegir de entre 3 de las visibles del mercado común que conformaremos al colocar la partida lo que hace que podamos decidir que escoger para tener, por ejemplo, cartas en las que aparezcan en conjunto todos los colores de los dados.

La escalabilidad es otra cosa que tiene muy positiva el juego porque va de 2 a 4 jugadores y es disfrutable a cualquier número. Además, nos atrevemos a decir que podría ser jugado con algún número mayor de jugadores siempre que haya tarjetas disponibles para robar tras ir completando las iniciales porque, al no producirse interacción entre los jugadores y tener que tachar de manera individual los resultados, podremos sumar jugadores adicionales si en alguna ocasión nos reunimos con más personas.

Por resumir, Todo en 1 carta es un roll & write versátil que podremos sacar a cualquier perfil de jugador y que, con pocos componentes, nos otorga partidas rápidas, ágiles, divertidas en las que jugaremos en turnos de manera colectiva y que crea una gran adicción en todos los que lo prueban. ¡Querrás jugar más de una partida seguida!

Compra Todo en 1 carta en Amazon

NSV - 4112 - ALLES AUF 1 KARTE - juego de dados (versión en alemán)
  • Primavera 2021
  • 2-4 jugadores
  • Edad: a partir de 8 años
  • Duración del juego: 20 minutos
  • Autor: Steffen Benndorf
  • Benndorf, Steffen (Author)

 

 

Última actualización el 2021-05-11 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *